Vuelta a el curso.

Kobrat luthier de vientos


Tocar un instrumento de música, ya sea por afición, por estudios o por cualquier otro motivo hay que tener un instrumento en condiciones. Tanto si tu nivel no es muy alto como siendo de los más altos. Debes tener un instrumento acorde con las prestaciones que necesites. Hay infinidad de personas que dejan de practicar pensando que ellos no van a poder tocar más y mejor y lo que pasa es que tienen instrumento que no funciona correctamente, de poco vale tener 10 años de estudios si vas a tocar tu trompeta y los pistones no bajan o suben. De poco vale tener un trombón de alta gama y el traspositor no trabaja o la vara no desliza perfectamente. De igual modo que una tuba, trompa o cualquier instrumento de rotores si estos no trabajan con muchísima suavidad. Los principales males de los instrumentos de viento metal es la falta de limpieza y engrase. Bombas que no salen, fugas. Son cosas muy fáciles de solucionar que generalmente con una limpieza por ultrasonidos desaparece el mal. Los instrumentos de viento madera (saxofones, clarinetes, flautas, piccolos, requintos) aún son más delicados. Un tudel de saxofón o zapatilla con una pequeña fuga hará que este no funcione. Clarinetes y requintos también tienen esos problemas, también hay que mirar posibles grietas y tratar la madera de vez en cuando para que en instrumento dure mucho tiempo perfecto. Una zapatilla que no cierra, o esta gastada o rota. Llaves que actúan despacio, fugas puede hacer que perdamos las ganas de tocar. Porque tocar con un instrumento que no funciona es perder el tiempo. En kobrat luthier de vientos tenemos un servicio de mantenimiento integral en el mismo día, con un año de garantía que lleva todo integrado para solucionar esos problemas y no tener que rezar para que el instrumento suene.

Vuelta a el curso.

Vuelta a el curso.

Vuelta  a  el curso.

  En nada….  Y   queramos   o no,   volveremos a la rutina.  Volver a los  estudios, algunos  abrir el instrumento  que lleva  cerrado,   desde que dio la última  nota en la audición de fin  de curso.  Bombas  que no salen, pistones pegados, baba  reseca,  zapatillas    pegadas, muelles que no vuelven y   un  sin fin de cosas que nos  suelen  venir   en septiembre  todos corriendo.

   La mejor antes  de empezar el curso  es  hacer una  revisión  para  no llegar al  último día  y que  nos  llevemos una  sorpresa.

   Limpieza  por  ultrasonidos en los instrumentos de viento metal,  ajuste  y engrase.  Limpieza  y calibración   de varas.  Ajuste   y engrase  en los de madera.

   Es  una  tarea  sencilla, rápida,  económica que nos ayudara   el resto del año para que todos vaya     como debe  de ir , ya que  estas operaciones  están  garantizadas  para  todo el curso.

Dejar un Comentario

* Nombre:
* E-mail: (No se mostrará)
   Página web: (Url con http://)
* Comentario:
Escribir Texto